miércoles, 10 de abril de 2013

Alegrías y sustos

De todos es sabido que los más peques, los hijos e hijas en general dan muchas ALEGRÍAS, pero, desgraciadamente, éstas se pasan pronto. Por contra, las PENAS, los sustos, son menos llevaderos... y nunca se está preparado para llevarlos como se debiera.

Por suerte, el motivo de esta entrada, un susto, parece estar ya superado, pero que sirva para detenernos a pensar lo mucho que debemos disfrutar de los más peques y lo pendientes y alerta que debemos estar de ellos. ÓLIVER en este caso, integrante del equipo de fútbol sala de la EMF dirigido por Marnotes, dio el susto el lunes por una reacción a un antibiótico que derivó en un shock que puso el corazón en un puño a los padres, Rosa y Tomás.

Superado ese momento, estoy en disposición de decir que el "BICHO" este ya se encuentra mucho mejor y casi recuperado -espero le den el alta a lo largo del miércoles- para seguir dando guerra como así manifiestan las siguientes fotos:

Tengamos siempre en cuenta las alegrías, pero sepamos afrontar las penas...y siempre alerta¡¡¡ 

Choca esas cinco enano y recupérate pronto para volver a disfrutar jugando con tus amigos y animando al Sporting¡¡¡¡

No hay comentarios:

Publicar un comentario